El cambio y sus opciones

Una de las cosas seguras acerca de los negocios, como también de la vida, es que tenemos que enfrentar los cambios. Y estas semanas no son una excepción.

El cambio puede venir de muchas formas: por el gobierno, la economía, la competencia, las enfermedades, el personal e incluso el clima. Unos cambios pueden desarrollarse lentamente, mientras que otros simplemente se abalanzan sobre nosotros, sorprendiéndonos. Lo que me gusta del cambio es que podemos ser sus propios instigadores.

El cambio, sin embargo, trae consigo la necesidad de liderazgo. Por eso urge que estemos listos como «punta de lanza», aunque la tierra tiemble bajo nuestros pies. Nuestro liderazgo y lo que se diga del mismo, no obstante, se basa en la manera en que respondamos al cambio. Básicamente tenemos tres opciones:

  • Enterrar la cabeza en la arena y fingir que no hay cambio alguno. En poco tiempo, usted y su equipo estarán en un gran problema.
  • Luchar contra el cambio. Esto puede parecer correcto, aun liderando, pero se gasta más energía luchando que avanzando.
  • Liderar con, o a través del cambio. Desafiar al cambio, reconocerlo y planificar cómo mejorar por causa (a causa , medio o a través ?) del mismo.

La opción es nuestra, el modo en que nos enfrentemos al cambio  va a determinar el resultado. Sé que esta semana en particular está llena de cambios y desafíos, pero sé que también tienes opciones. Así que le animo a liderar con, y a través del cambio.

Hey! ¿Te gustó? ¡Compártelo con otros!

Deja un comentario